“INSIDE MAN” (Spike Lee, 2006)

“INSIDE MAN” (Spike Lee, 2006)

Confesión: siento una debilidad particular por las películas de robos, los llamados heist movies. Ustedes las conocen bien. Un grupo de excéntricos  ladrones se reúnen para dar un golpe maestro, lleno de complicaciones. El sub-género ha experimentado un curioso renacer en los últimos años. La mayoría de los nuevos grandes atracos fílmicos se manejan en el plano regular del re-make de “The Italian Job” (F. Gary Gray, 2003). El director Steven Soderbergh presentó lo mejor ( la sublime “Ocean’s 11”) y lo peor (la abominable “Ocean’s 12) del nuevo “boom”  criminal.

film__4590-inside-man--hi_res-d70dc36d
Dafoe y Washington se enfrentan a “Un Plan Perfecto”

Spike Lee, otro emblemático cineasta de los noventas, sorprende al incursionar en este género. El beligerante director de raza negra, que rompió con la incendiaria “Do The Right Thing” (1989), parece estar rindiendo el rey ante los dioses del comercio. Nada mas lejos de sus beligerantes diatribas contra el racismo y la explotación que “Inside Man”, un thriller sobre el proverbial crimen perfecto. Dalton Russell (Clive Owen) anuncia frente a la cámara que ejecutará el robo perfecto. Disfrazado de pintor con sus secuaces, invade un imponente banco de Wall Street y toma como rehenes a decenas de clientes y empleados. Viste a todo el mundo con uniformes y capuchas y se sienta a esperar, mientras millones de dólares languidecen en la bóveda abierta. El Detective Keith Frazier (Denzel Washington) es el encargado de resolver el asunto sin que se derrame sangre inocente, mientras el dueño del banco (Christopher Plummer) y una misteriosa consultora de ricos y famosos (Jodie Foster) conspiran en la periferia.

No puedo revelar mas detalles. Me bastará decir que por primera vez en mucho tiempo, una película de suspenso me atrapó en sus giros, triunfando sobre el escepticismo alimentado por tantos “finales sorpresivos” de ingrato recuerdo. Además, incluye excelentes actuaciones de un soberbio reparto. Washington, con un brillo maliciosos en la mirada, se ve liberado de la intensidad que le asignan sus películas mas ambiciosas. Foster descansa de sus tediosos papeles de madre bajo presión, y brinda su mejor actuación desde la ganadora del Óscar  “The Silence of the Lambs” (1991). Cuando un personaje la llama una “magnífica perra”, casi se relame de gozo. Clive Owen es pura frialdad británica. 

1c1c9cfe6bf05cfc76321c9097259924
Washington y Foster brillan juntos

En lugar de prostituir su visión en un producto comercial, Lee domina la maquinaria de Hollywood y encuentra un equilibrio perfecto entre las demandas del género y sus preocupaciones naturales. Las circunstancias lo han obligado a temperar su discurso, pero al hacerlo mas sutil, se vuelve mas persuasivo. Su película funciona como una carta de amor a Nueva York, celebrando una comunidad multicultural en un precario balance entre la coexistencia y la hostilidad. Las caricaturas étnicas se ennoblecen. Cada personaje, no importa cuan breve sea su aparición, ofrece una vibrante caracterización que infunde la chispa impredecible de la vida misma en una narrativa de mecánica implacable. Una traductora accidental de origen albanés, un joyero judío, una matrona del Bronx, una escandalosa asistente…cada uno parece tener vida propia fuera de los confines de la película. El toque de gracia esta en la idea subterránea que en todos estos personajes tan disimiles, reside la vulnerabilidad y la moralidad voluble que corrompe a la humanidad. Eso hace que “Inside Man” se gane un lugar a la par de los mejores trabajos de Spike Lee. 

 * Texto original publicado en julio 2006.

* La película está disponible en video casero en este enlace.

<iframe style=”width:120px;height:240px;” marginwidth=”0″ marginheight=”0″ scrolling=”no” frameborder=”0″ src=”//ws-na.amazon-adsystem.com/widgets/q?ServiceVersion=20070822&OneJS=1&Operation=GetAdHtml&MarketPlace=US&source=ss&ref=as_ss_li_til&ad_type=product_link&tracking_id=jc05ce-20&marketplace=amazon&region=US&placement=B001YV5068&asins=B001YV5068&linkId=d089e1f1010a6136686e71a45e8519f5&show_border=true&link_opens_in_new_window=true”></iframe>

Deja un comentario